guerrero 2

Postura del guerrero II

El Guerrero II se suele hacer el transición del Guerrero I, de hecho la postura es muy similar en lo que a la colocación de las piernas se refiere.

Cómo llegar a la postura desde Tadasana.

Te explico cómo llegar a la postura desde Tadasana. Te colocas con los pies juntos al principio del mat, das un paso hacia atrás con el pie izquierdo, de forma que el pie que dejamos delante está mirando al frente. A continuación flexionas la pierna que tienes delante, en este caso la derecha, la rodilla debe mantenerse siempre en línea con el tobillo, nunca debe estar más adelantada. La pierna izquierda se mantiene firme y estirada con el talón del pie apoyado completamente en el suelo.

En el guerrero II nos centramos en la apertura de las caderas, de forma que al ser la pierna derecha la que esta flexionada, giraras las caderas de forma que queden mirando hacia la izquierda a la vez que el pie derecho mira hacia delante y se mantiene en linea el tobillo con la rodilla. Levanta los brazos en forma de cruz y estíralosdejando las palmas de las manos mirando hacia el suelo, manteniendo los hombros relajados y alejados de las orejas. Una  vez en la postura llevas la mirada (drishti) hacia la mano derecha y mantén la postura al menos 5 respiraciones. Debes repartir todo tu peso entre las dos piernas por igual, así evitar hacerte daño en las rodillas.

El guerrero II requiere mucha concentración mental, ya que es la mente la que tiene que controlar al cuerpo, para evitar que este en tensión, sobre todo los hombros  y los brazos, pero por otro lado los brazos deben estar perfectamente alineados. El cuello debe estar estirado por igual pero sin tensión, debemos estar relajados y respirar.

Virabhadrasana es de las asanas más importantes dentro del grupo de posturas de pie, nos ayuda a trabajar el alineamiento, que es muy importante a la hora de la práctica. Se hace en transición de muchas otras, por ejemplo del guerrero I se suele pasar a menudo al Guerrero II y del Guerrero II se pasa a Utthita trikonasana. Es recomendable para mejorar la práctica de esta asana la realización constante de la misma manteniendo unas 5 respiraciones y en combinación con Adho Mukha Svanasana o perro boca abajo.

Esta postura tiene muchos beneficios, entre ellos:

  • Disminuye los dolores de espalda y la fortalece al estar activa.
  • Ayuda a fortalecer piernas y tobillos.
  • Desarrolla la elasticidad y el alineamiento del cuerpo, también el equilibrio.

Te animo a practicarla, es la clave para lograr la postura correcta, y sobretodo acuérdate siempre de respirar 😉

Novedades y noticias

Escribe tu mail para recibir todas las novedades y noticias